Buscador de alojamientos  
 
  RUTAS TURÍSTICAS POR ESPAÑA MUNICIPIOS Y AYUNTAMIENTOS DE ESPAÑA ESPACIOS NATURALES PROTEGIDOS FERIAS, CONGRESOS Y FESTIVALES DE ESPAÑA FERIAS Y CONGRESOS DE ESPAÑA

Koinecommerce tienda online

 
 

HORTALIZAS Y PRODUCTOS DE LA HUERTA de España

Productos con Denominación de Origen e I.G.P. de España

Proceso de cultivo del Pimiento o Pemento de Herbón


Entre las principales pautas de manejo del pimiento de Herbón, que permiten obtener un producto diferenciado, destacan especialmente las cuidadosas selecciones realizadas por los agricultores de la zona tanto para la obtención de semilla para propagación como, sobre todo, la selección uno a uno de los pimientos para lograr un producto con calidad óptima para comercializar.

Propagación y trasplante de la planta.-


Cada campaña, los agricultores de la zona delimitada escogen, de acuerdo con su experiencia y buen hacer, una a una las plantas que serán destinadas a la producción de semilla a utilizar en la temporada siguiente. Así, en primer lugar se realiza una inspección visual, en la que se tienen en cuenta diversos criterios para la elección de las mejores plantas -sanas y bien estructuradas, con frutos de 3 lóculos que no presenten deformaciones ni manchas-. A continuación se realiza una cata in situ en crudo de los pimientos de las plantas seleccionados en primera instancia, con el objeto de comprobar la intensidad de picor de los mismos -nivel de capsicina- y obtener el buscado sabor suave, aceptando algunos ejemplares ligeramente picantes, ya que ésta constituye una característica organoléptica muy destacable del pimiento de Herbón, en contraposición al producto de otras zonas, en donde la proporción de capsicina es mucho mayor y más generalizada en el producto.

Los frutos escogidos, una vez maduros -color rojo-, se recolectan y se maceran en agua, consiguiendo de este modo que las semillas se desprendan de la placenta. Las semillas obtenidas se secan rápidamente para evitar alteraciones en su poder de germinación. Las semillas o plántulas procederán de agricultores inscritos en el registro de productores y plantaciones. La preparación del semillero y la siembra se inicia en los meses de octubre, continuando en noviembre, diciembre y enero.

El cultivo podrá realizarse tanto al aire libre como protegido bajo cubierta. En el cultivo bajo cubierta no hay uso de calefacción ni iluminación artificial, siendo el objeto de estas instalaciones únicamente el de proteger el cultivo de posibles heladas y adelantar la entrada en producción y prolongarla unas semanas al inicio del otoño, sin que ello suponga una alteración sensible de las condiciones ambientales naturales de cultivo. La plantación bajo cubierta se efectúa, siempre directamente sobre el suelo, en febrero y marzo, para comenzar la recolección de los frutos en mayo. Al aire libre la plantación se lleva a cabo durante los meses de abril y mayo, comenzando la recolección en junio-julio. La densidad de plantación bajo cubierta es de 2-4 plantas por metro cuadrado, siendo práctica habitual el entutorado con hilos de rafia a distintas alturas. Al aire libre la densidad es de 3-5 plantas por metro cuadrado.


Limitaciones productivas.-

Se admitirán bajo la protección de la D.O.P. Pemento de Herbón los pimientos obtenidos tanto en cultivo al aire libre como bajo cubierta. Los rendimientos máximos permitidos serán de 3,5 kg/m2 al aire libre y de 6 kg/m2 bajo cubierta.

Labores culturales del pimiento de Herbón.-

El riego es doblemente importante en el cultivo del pimiento de Herbón. Por una parte, influye en el desarrollo fisiológico del propio cultivo, debiendo efectuarse “al pie”, pues de otra forma dañaría a la flor, o en su caso al fruto. Además, resulta fundamental para evitar situaciones de estrés hídrico, ya que temperaturas elevadas -mayores de 30 °C- combinadas con una baja humedad ambiental y del suelo provocan un considerable aumento de los valores de capsicina en el fruto. La fertilización será la óptima de cara a mantener el equilibrio y los niveles de nutrientes en el suelo y en la planta, teniendo en cuenta de este modo las extracciones del cultivo, el estado nutricional de la planta, el nivel de fertilidad del suelo y las aportaciones realizadas por otras vías como agua, materia orgánica, etc.

La lucha contra posibles plagas y/o enfermedades estará dirigida a la aplicación de métodos culturales como desinfección de semillas o tratamiento de semilleros. En caso de resultar necesario el uso de fitosanitarios, las materias activas empleadas serán las que generen menor impacto ambiental, y tengan mayor eficacia, menor toxicidad y problema de residuos, menor efecto sobre la fauna auxiliar y menor problema de resistencia.


Recolección del pemento de Herbón.-


La recolección del pimiento de Herbón se realizará de forma manual, diariamente en las semanas de mayor producción. El fruto se recolecta en un estado inmaduro precoz y en el momento en que, a juicio de los experimentados agricultores de la zona, éste presente las condiciones idóneas para su comercialización. Constará de tantas pasadas como sean precisas para la obtención de frutos de excelente calidad, con los medios materiales -utensilios de corte, cajas, contenedores, etc.- y humanos necesarios para evitar el deterioro de los mismos.


Transporte y almacenamiento.-

Los pimientos de Herbón se trasladarán en recipientes rígidos, evitando el aplastamiento. La descarga se realizará de modo que se minimicen los efectos de la caída libre del producto. Los lugares de almacenamiento se encontrarán correctamente aireados, con condiciones ambientales próximas a las óptimas para la conservación del producto, del orden de 7 a 13ºC y con una humedad relativa entre 90 y 95 %.


Selección post-cosecha, envasado y comercialización.-

Por último, otro elemento que justifica el envasado en origen es el de la práctica de la selección postcosecha: los productores durante el proceso de envasado eliminan aquellos pimientos que, de acuerdo con su experiencia y saber hacer tradicional, no deben ser comercializados bajo la Denominación de Origen Pemento de Herbón, sobre todo aquellos que puedan ser excesivamente picantes, que reconocen por su color -menos intenso-, tacto -con piel tirante y que estallan al apretarlos- y forma -más curvados de lo normal-. Esta práctica, fundamental para preservar la calidad de este producto, sólo puede efectuarse si el envasado es realizado en el área de producción.

La comercialización se realizará en bolsas de aproximadamente 400 gramos de peso, de materiales para uso alimentario autorizados por la legislación alimentaria vigente. Se podrán establecer otras formas de presentación cuando se compruebe que no afectan negativamente a la calidad del producto. El período de comercialización estará comprendido entre el 1 de mayo y el 31 de octubre, pudiendo modificarse este período cuando, en razón de las circunstancias climáticas de la temporada, las características del producto así lo aconsejen.

 




 

Buscar en Cerespain.com

pie